martes, 8 de noviembre de 2016

"Plegarias de luz y resurrección". Simeón el Nuevo Teólogo


A punto de producirse la ruptura entre las Iglesias de Oriente y Occidente, Simeón el Nuevo Teólogo (949-1022) descuella como el mayor místico del cristianismo oriental. Fue llamado el Nuevo Teólogo por sus contemporáneos, no tanto debido a su saber científico como por la autenticidad y hondura de su experiencia de Dios.

Con el lenguaje sencillo y personal característico de la experiencia espiritual directa, Simeón es capaz de tocar el corazón del hombre de todos los tiempos, herido por el desaliento, y de invitarle a entrar en diálogo apasionado con Dios.

Las metáforas nacidas de su profunda inspiración poética evocan las verdades más originarias de la fe cristiana, y transmiten un mensaje de gran actualidad: frente a un cristianismo dormido en la exterioridad, se subraya la necesidad de la experiencia consciente del Espíritu; frente a la pérdida de la radicalidad evangélica, se propone la vida cristiana como anticipo de la resurrección; frente al cansancio o la añoranza de épocas pasadas, se repite incansablemente que es necesario saber desear para poder alcanzar. ¿Cuál es la puerta que da acceso a esta nueva realidad? El sacramento de las lágrimas

FICHA

Ichthys, 27
ISBN: 978-84-301-1542-6
Formato: Rústica, 12 x19 cm.
Páginas: 132
Edición: 1ª
Fecha de edición: octubre 2004
Traducido por Teresa Martínez Manzano del original griego bizantino
Precio: 10,00 €


Fuente: www.sigueme.es

viernes, 4 de noviembre de 2016

"Catequesis (I-X)". Simeón el Nuevo Teólogo


Este libro ofrece las diez primeras de las 34 Catequesis que Simeón el Nuevo Teólogo, uno de los autores místicos más relevantes en el mundo bizantino de los siglos X-XI, dirigió a sus monjes para enseñarles la correcta vida monástica. Son las catequesis sobre la caridad, las bienaventuranzas, la fidelidad a los votos, el arrepentimiento, la conversión, el ejemplo de Simeón el Piadoso, la pasión por la familia, el modo de obrar como hijos de Dios, las obras de misericordia y la santidad sin mancha.

Las catequesis están precedidas por una amplia introducción sobre el contexto político, social y eclesial en el que vivió Simeón el Nuevo Teólogo, su biografía, sus obras y su pensamiento.

El libro se completa con una bibliografía seleccionada.

FICHA

Autor: SIMEÓN EL NUEVO TEÓLOGO
Colección: CLÁSICOS DE ORIENTE CRISTIANO
Materia:
Tema: Teología
Número de páginas: 286
Editorial: SAN PABLO COMUNICACION SSP
Formato: 135 x 210
ISBN: 9788428545747


martes, 18 de octubre de 2016

"Teología oriental. Aportaciones de teología ortodoxa". Varios autores


En el concilio pan-ortodoxo que se ha desarrollado este año en Creta, las diferentes Iglesias ortodoxas han compartido el deseo de encaminarse hacia una sinodalidad y participación más explícita y de corroborar la unidad de la Iglesia ortodoxa, urgidas también por la necesidad de enfrentarse juntas a los nuevos desafíos del milenio, tanto en el diálogo ecuménico como en el interreligioso, al mismo tiempo que ha empezado una nueva apertura al mundo científico y un decidido empuje en buscar respuestas conjuntas a los problemas que afectan al mundo actual.

Con este volumen de la colección de teología la Editorial Ciudad Nueva quiere dar su aportación, a través de algunos artículos de expertos en cada una de los temas, a un mayor conocimiento de temáticas y autores significativos de la teología ortodoxa.

FICHA TÉCNICA

Publicado por: Editorial Ciudad Nueva
Edición: 30/09/2016
Primera edición: 30/09/2016
ISBN: 978-84-9715-360-7
Páginas: 130
Formato: 14x22
Peso: 205 gr.


jueves, 22 de septiembre de 2016

"Libertad y responsabilidad: en busca de la armonía". Cirilo, Patriarca de Moscú y Todas las Rusias


Su Santidad, el Patriarca de Moscú y de todas las Rusias Cirilo (Gundiáyev) nació en Leningrado en 1946. Siguiendo la tradición familiar — su abuelo, su padre y su hermano fueron clérigos — tomó los hábitos en 1969 con el nombre de Cirilo. Elevado en 1976 al orden episcopal, en 1977 al de arzobispo y en 1991 al de metropolita, fue entronizado en 2009 como Patriarca de Moscú y todas las Rusias. Graduado con honores en el Seminario Conciliar y en la Academia Conciliar de Leningrado, es doctor en teología, profesor de teología dogmática, catedrático de patrología y rector de la Academia Conciliar de Leningrado, así como doctor honoris causa, profesor y miembro honorario en numerosas universidades y academias tanto de Rusia como del resto de Europa. Es autor de varios libros: Formación y desarrollo de la jerarquía y de la doctrina de la Iglesia Ortodoxa Rusa y su carácter sagrado (1971), Desafíos de la civilización moderna: Cómo responde a ellos la Iglesia Ortodoxa (2002), La palabra del Pastor Dios y hombre: Historia de la Salvación (2004), L´évangile et la liberté: Les valeurs de la Tradition dans la société laïque (2006), Libertad y responsabilidad: En busca de la armonía (2008), La Iglesia llama a la unidad (2010). Cuenta, además, con varios centenares de publicaciones, incluidas algunas ediciones periódicas rusas y extranjeras.

El presente libro recoge una serie de escritos del tiempo inmediatamente anterior a su elección como Patriarca en 2009, concretamente de entre los años 2000 y 2008, con la excepción del texto titulado “La unidad de la Iglesia y la renovación de la Humanidad”, conferencia que pronunció en Budapest en 1987. El tema central del libro que el lector tiene en sus manos es la aportación posible e incluso necesaria del cristianismo a la vida en sociedad europea de nuestros días. El autor está convencido de que, sin un vivo amor por la Tradición y sin un claro conocimiento de ella, ni siquiera sería posible la fe y, por tanto, tampoco ninguna aportación sustancial suya a la vida pública contemporánea. Es lo que ha pasado con las interpretaciones del cristianismo que han roto con el principio de Tradición y miran más a la adaptación a la mentalidad moderna que a lo original de la Revelación y de su transmisión en la Iglesia.

Nº de Páginas: 224
Medidas: 155 x 215 cm.
Lengua: Castellano
Encuadernación: Rústica
ISBN13: 978-84-942195-0-4
Traducción: Vladimir Voskresensky
Precio: 16,00 €


Fuente: www.nuevoinicio.es

miércoles, 14 de septiembre de 2016

"Historia eclesiástica". Eusebio de Cesarea


¿Qué sucedió realmente tras la muerte de los apóstoles, testigos privilegiados de Jesucristo? ¿Cómo afrontó el cristianismo la cultura grecorromana? ¿Cuál fue el alcance y significado de las persecuciones? ¿Qué supuso la conversión de Constantino para la Iglesia?

Salvo los túneles de las catacumbas, las reliquias y algunos documentos sueltos, poco nos quedaría para poder conocer e investigar con exactitud los avatares del cristianismo primitivo de forma ordenada, con toda riqueza de detalles, de no haber sido porque la Providencia de Dios levantó, como hace siempre, el hombre adecuado en el momento preciso: Eusebio de Cesarea, considerado «el Padre de la Historia de la Iglesia».

Aunque se desconoce con exactitud su procedencia (su nacimiento se calcula alrededor del año 255 d.C), las primeras referencias que tenemos de el lo colocan en Cesarea (de aquí el apodo que se añade a su nombre), ocupado en las tareas pastorales. Era un hombre amante de los libros, y uno de sus objetivos principales fue ampliar y enriquecer la importante biblioteca que había fundado Origenes en esta ciudad que tenía ya cerca de ¡30.000 volúmenes!, y que fue puesta bajo su cuidado.

Eusebio escribió numerosos libros de apologética, de doctrina y de geografía bíblica –como su famoso «Onomasticón», en el cual hace una relación ordenada de los principales lugares de Palestina y los identifica. Pero su obra magna fue la conocida Historia Eclesiástica, que le consagró como el primer historiador cristiano. La mayor parte de los documentos de patrística, –crónicas y obras apologéticas, escritas durante los 250 primeros años de existencia de la Iglesia para tratar de defenderse de las persecuciones imperiales y contener el avance de herejías nacientes– se hubieran perdido en medio de la situación adversa en que las comunidades cristianas luchaban por sobrevivir, de no haber sido porqué, Eusebio, se dedicó ha realizar un recuento de ellos y a escribir un relato ordenado de los acontecimientos de la Iglesia Primitiva, desde los tiempos de Cristo hasta la época de Constantino.

El propio Eusebio nos explica el plan y propósito de su obra con estas palabras:

«Me he propuesto redactar las sucesiones de los santos apóstoles desde nuestro Salvador hasta nuestros días; cuantos y cuan grandes fueron los acontecimientos que tuvieron lugar según la historia de la Iglesia y quienes fueron distinguidos en su gobierno y dirección en las comunidades mas notables…añadiré a todo esto los incidentes que sobrevinieron a todo el pueblo judío desde el momento de su complot contra nuestro Salvador, y también de los paganos que lucharon contra la palabra divina así como la grandeza de los que en su tiempo atravesaron el martirio. Por tanto daré comienzo a esta obra partiendo de la dispensación de nuestro Salvador y Señor Jesús, el Cristo de Dios…pues quién pretenda redactar los origenes de la historia eclesiástica será necesario que empiece con la primera dispensación de Cristo mismo, ya que de El tenemos el honor de recibir su nombre…así pues, pedimos a Dios su dirección y la ayuda del poder del Señor…ya que hasta el momento presente somos los primeros en entrar en esta labor como intentando seguir un sendero desierto y sin hollar…»

Impresiona pensar que estas palabras fueron escritas por Eusebio apenas tres siglos después de la muerte de Cristo, en una epoca en la que la sangre de los mártires estaba tierna aún en circos y cárceles imperiales.

Eusebio, estructura su obra en diez «libros» o partes principales de la siguiente forma:

Libro I.- Haciendo honor a su propósito expresado en el prólogo, empieza estudiando la persona de Cristo y su vida en la tierra. Pero no repite lo que ya conocemos por la pluma de los evangelistas, sino que añade toda una serie de importantísimos e interesantísimos detalles y tradiciones históricas, como pueda ser, por ejemplo, el famoso relato acerca del soberano de Edesa, el Rey Abgaro y la carta que este escribió a Jesús.

Libro II.- Habla de la vida de los apóstoles después de la ascensión de Cristo y de como la Palabra recorrió todos los rincones del mundo en breve tiempo. De nuevo aporta datos curiosísimos, como el hecho de que el emperador Tiberio, turbado ante la noticia de la resurrección de Cristo, la expuso al senado romano y propuso su divinización.

Libro III.- Hace referencia al sitio se Jerusalém, y la dispersión de los judíos; los primeros escritos apostólicos y las primeras persecuciones. Cuenta sobre la vida y el destierro de Juan a Patmos, los primeros dirigentes de las iglesias de Alejandría, Antioquía y Roma y las primeras herejías. Un capitulo muy interesante de este libro es el 30, en el que Eusebio, tratando de atajar, quizás, los primeros atisbos del celibato, hace referencia y demuestra el matrimonio de los apóstoles.

Libro IV.- Cuenta la situación de la Iglesia en tiempos de los emperadores Trajano, Adriano y Antonino.Los obispos de Jerusalén, Antioquía y Roma. Escritores eclesiásticos de la época. Martirios de Justino y de Policarpo.

Libro V.- Se centra principalmente en Ireneo y el evangelio en la Galia. (Francia). Los mártires y las herejías de la epoca. No por ello deja de citar un sin fin de tradiciones y acontecimientos curiosos como el de los soldados cristianos de la legión romana llamada Melitene, que se arrodillaron a orar en pleno campo de batalla.

Libro VI.- Empieza con la persecución en tiempos del emperador Séptimo Severo y gira básicamente alrededor de Orígenes y Clemente de Alejandría. Resultan muy interesantes las referencias a la formación del Canon de la Escritura; como Origenes defendía para el A.T. el los ventidós libros de los hebreos, rechazando Macabeos y otros. O su defensa de la Epístola a los Hebreos, como escrita por Pablo.

Libro VII.- Persecuciones en tiempos del emperador Decio. Controversias acerca de la autenticidad del Apocalipsis de Juan. Tendencia a enaltecer el Obispado de Roma por encima de todos los demás. El cisma Novaciano. Ataques contra los que se oponían a Roma y se enfrentaron al Obispo de Roma por su prepotencia creciente y su discrepancia en la práctica de la administración del bautismo.

Libro VIII.- Sintetiza la historia de los mártires narrando muchos detalles de los tormentos que sufrían. Explica como el evangelio había llegado, en tiempos del emperador Valerio, hasta las mas altas esferas del Imperio. Termina transcribiendo el Edicto de Galerio en favor de los cristianos.

Libro IX.- Cuenta de las violaciones del edicto imperial y las persecuciones de Diocleciano y Maximino Daza en los propios días de Eusebio. Marcha sobre Roma, conversión de Constantino y Edicto de Milán.

Libro X.- Termina Eusebio su obra describiendo la nueva situación de la Iglesia en tiempos de Constantino. Transcribe copias de las ordenes imperiales referentes a los cristianos. Victoria final de Constantino. Inauguración del templo de Tiro, aparición de las primeras imágenes en las iglesias y paganización del cristianismo.


Fuente: www.clie.es

martes, 23 de agosto de 2016

"Recuerdos de un misionero en Siberia". Archimandrita Spiridón


«No sé ni quién ni qué fui antes de mi nacimiento en la tierra. En ella aparecí en 1875. Mis padres eran pobres campesinos. De los tres primeros años no recuerdo nada, pero desde los cuatro hasta el día de hoy lo recuerdo absolutamente todo». Así comienza este clásico de la espiritualidad rusa, contemporáneo del famosísimo Relatos de un peregrino ruso.

Con un estilo espontáneo y descriptivo, el monje, predicador y misionero Spiridón introduce al lector en un mundo que se antoja irreal, tanto por aquello que se cuenta como por la profunda humanidad que permanece latiendo al final de cada uno de sus recuerdos.

Después de narrar en la primera parte del libro su infancia y juventud, Spiridón evoca las cosas que vio y vivió durante sus misiones en tierras siberianas. El resultado es una obra a la vez fascinante y lacerante en la que por encima de las flaquezas y miserias de los personajes triunfa siempre el amor al ser humano y la misericordia.

Ichthys, 25 
ISBN: 978-84-301-1502-0
Formato: Rústica, 12 x 19 cm.
Páginas: 144
Edición: 1ª
Fecha de edición: octubre 2003
Título original: Iz vidennavo i perečitovo. Vospominanja propovednika-missionera b Sibiri (1917). Traducido por Francisco José López y José María Hernández del original ruso
Precio: 10,00 €

sábado, 23 de julio de 2016

"Itinerarios latinos a Jerusalén y al Oriente Cristiano". Carmen Arias Abellán


El fenómeno de los viajes a Tierra Santa, en constante auge y desarrollo, es casi tan antiguo como el cristianismo. En efecto, desde la época del emperador Constantino -es decir, mucho antes de que se produjera el flujo importantísimo de las Cruzadas-, se inicia un gran movimiento de peregrinaciones cristianas desde diversos puntos del Imperio. Algunos autores de dichas peregrinaciones nos han dejado noticias y relatos, escritos en latín, sobre las mismas, plenos de interés histórico, arqueológico, geográfico, social, institucional, etc. Y no sólo desde el punto de vista religioso y de la historia de la Iglesia.

El trabajo presente se centra en dos de dichos relatos escritos en los siglos IV y VI d.C., de los que se ofrece traducción al español, acompañados de las correspondientes introducciones y un amplio y exhaustivo comentario junto con mapas y gráficos. Aunque existen otros más, los dos que se han seleccionado aquí son los más importantes dentro de esta literatura de viajes anteriores a las Cruzadas.

El primero, realizado por una viajera (Egeria), seguramente española, contiene no solo el relato de rutas a puntos protagonistas de sucesos del Antiguo y Nuevo Testamento, sino también la descripción de la liturgia anual de Jerusalén en el siglo IV, resultando un documento único y valiosísimo en este aspecto.

El segundo, realizado por un viajero italiano de la ciudad de Placentia en la Emilia Romagna (Italia), contiene una descripción muy interesante y costumbrista de zonas (Siria, Fenicia, sopotamia, etc.) que no se recogen en el primero y de las que se tienen pocas noticias de esa época, y habla, entre otros aspectos, de distintas tradiciones hagiográficas y de diferentes planteamientos heréticos que poblaron los primeros siglos del cristianismo.

FICHA

Editorial Universidad de Sevilla-Secretariado de Publicaciones
1ª ed., 1ª imp.(01/12/2000)
320 páginas; 19x12 cm
Idioma: Español
ISBN: 8447206165 / ISBN-13: 9788447206162
Encuadernación: Rústica

Colección: Colección de bolsillo, 154

martes, 19 de julio de 2016

"Ver a Dios como Él es. Autobiografía espiritual". Archimandrita Sophrony


Desde que fui nombrado padre confesor en el Monte Athos –hace más de cuarenta años–, al aclarar a los padres ascetas que llegaban a mí sus problemas espirituales, les daba con esto mismo la posibilidad de escuchar las experiencias que me habían sido concedidas de lo Alto. Y cuanto más se prolongaba mi servicio espiritual, mejor sabía abrirme a mis hermanos. Ahora, en mi ancianidad, al acercarse mi partida de este mundo, abrumado día y noche por achaques corporales, he llegado a ser menos vulnerable a los juicios de los hombres. Por esta razón, he decidido abrir a muchos más lo que celosamente había preservado de la mirada ajena.

Mi camino y mis experiencias, por sus características propias, probablemente no son del todo habituales. Sin embargo, su contenido esencial me ha permitido comprender la situación trágica de millones de seres dispersos por toda la faz de la tierra. No está excluida, por lo tanto, la posibilidad de que mi confesión –o, mejor dicho, mi autobiografía espiritual– ayude siquiera a algunos de ellos en las pruebas que les asaltan.

«El viento sopla donde quiere y oyes su voz, pero no sabes de dónde viene ni a dónde va. Así es todo lo que nace del Espíritu» (Jn 3, 8). Lo acontecido conmigo no fue efecto de mi iniciativa; no, claramente no. Dios, en su providencia, conocida sólo por él, tuvo a bien visitarme y permitir que me asomara a su Ser eterno. Su santa mano me arrojó –a mí, que no soy nada– implacablemente a un abismo indescriptible. «Allí», con admiración rayana en el terror, fui testigo de realidades que superan mi razón. Sobre esto pretendo hablar en las páginas que siguen.

(Del Prefacio del libro, una autobiografía espiritual del starets Sophrony, 1896-1993, pintor ruso que vivió una experiencia inusual de Dios al abrigo del starets san Silouan, en la montaña del Athos).

Ichthys, 23
ISBN: 978-84-301-1467-2
Formato: Rústica, 13,5 x 21 cm.
Páginas: 304
Edición: 1ª
Fecha de edición: septiembre 2002
Título original: Videt Boga kak on est (1986)
Traducido por Joaquín Maristany del original ruso
Precio: 19,50 €


lunes, 20 de junio de 2016

"Silvano del Monte Athos". Maxime Egger


«Santo sin fronteras», «místico de la Iglesia universal», «hombre espiritual de una modernidad conmovedora», «santo ecológico» son algunas de las expresiones utilizadas para describir al starets Silvano, el monje ruso del Monte Athos (1866-1938) canonizado en 1987 por el Patriarcado ecuménico de Constantinopla.

La vida y los escritos de Silvano han tocado el corazón y han cambiado la existencia de innumerables personas, más allá de las fronteras de la Iglesia ortodoxa y del mismo cristianismo.

Y es que el starets es nuestro contemporáneo, un luminoso testimonio de la misericordia de Dios y de la solidaridad con los sufrimientos de los hombres.

FICHA TÉCNICA
Publicado por: Editorial Ciudad Nueva
Edición: 30/09/2012
Primera edición: 20/04/2005
ISBN: 978-84-9715-073-6
Páginas: 128 
Formato: 19x11 
Peso: 120 gr.
Precio: 10 €


lunes, 13 de junio de 2016

"Andréi Rubliov". Andréi Tarkovski


El 5 de septiembre de 1970, el cineasta Andréi Tarkovski escribía en su Diario: «Religión, filosofía, arte –los tres pilares sobre los que descansa el mundo– fueron inventados por el hombre para condensar simbólicamente la idea de infinito». Este pensamiento ofrece, sin duda, una de las claves para comprender la genial película Andréi Rubliov.

A lo largo de muchos fotogramas, el rostro y las peripecias vitales de este famoso pintor de iconos revelan su permanente nostalgia de infinito y su dramática lucha por recuperar la serenidad espiritual en aquel convulso siglo XV.

El guión literario que el lector tiene entre sus manos es, en el fondo, un manifiesto a favor de la esperanza que el arte, la búsqueda de la verdad y el sentimiento religioso portan consigo para vivir, e incluso morir, con dignidad.

Andréi Tarkovski (1932-1986) es uno de los grandes directores del séptimo arte y se cuenta entre los intelectuales rusos más universales del siglo XX.

El Peso de los Días, 50
ISBN: 978-84-301-1596-9
Formato: Rústica, 13,5 x 21 cm.
Páginas: 256
Edición: 2ª
Fecha de edición: junio 2014
Primera edición: junio 2006
Título original: Andréi Rubliov
Traducido por Ricardo San Vicente del original ruso
Precio: 18,00 €


sábado, 11 de junio de 2016

"Discursos I-XV". Gregorio de Nacianzo


Desde cualquier punto de vista que se considere a Gregorio de Nacianzo (a. 330-390), se trata de un personaje complejo. El corpus literario que nos ha dejado abarca la gama completa de las formas retóricas griegas que estaban en uso durante la segunda mitad del siglo IV de nuestra Era.

Así, han llegado hasta nosotros 45 Discursos, cuidadosamente elaborados, que incluyen sermones para las grandes fiestas litúrgicas, panegíricos sobre algunas de las grandes figuras del cristianismo antiguo, oraciones fúnebres dedicadas a los amigos y a sus familiares más directos, discursos polémicos contra sus enemigos, tratados doctrinales e incluso apologías de su propia vida personal y sobre el desempeño de su ministerio pastoral.

También conservamos muchas de sus Cartas, con variedad de argumentos: unas con tono familiar, otras con materias sobre distintos servicios, otras muy corteses y cuidadas, pero todas escritas con la brevedad y elegancia tan características de la época que le tocó vivir y propias de un autor bien entrenado.

Finalmente han llegado hasta nosotros 17.000 versos que incluyen Poemas en lenguaje y estilo homérico, amplias narraciones de la «epopeya» de su propia vida, exposiciones didácticas sobre las virtudes clásicas y cristianas, oraciones personales para distintos momentos y circunstancias, algunas reflexiones sobre la enfermedad, la ancianidad y otros avatares humanos y, finalmente, epitafios para personas de su propia familia y otros amigos.

En este primer volumen –de los siete que comprenderán todas sus obras en esta misma Colección– se ofrecen los quince primeros Discursos, según la numeración adoptada por los monjes benedictinos de san Mauro en la edición de J. P. Migne, y que presentan una buena selección de los aspectos doctrinales que preocupaban al Nacianceno. La mayoría de ellos se publican por primera vez en la lengua castellana.

La Facultad de Teología de la Universidad de Navarra y la Editorial Ciudad Nueva de Madrid unen sus esfuerzos para la edición y publicación de estas páginas. Ambas instituciones desean contribuir así al homenaje al prof. Marcelo Merino Rodríguez en su 70 Aniversario, con motivo de su Jubilación Académica.

FICHA TÉCNICA
Preparado por: Marcelo Merino Rodríguez 
Publicado por: Editorial Ciudad Nueva
Edición: 02/11/2015
Primera edición: 02/11/2015
ISBN: 978-84-9715-332-4
Páginas: 800 
Formato: 15x23,5 
Peso: 1195 gr.
Precio: 49 €

martes, 7 de junio de 2016

"El diario de la felicidad". Nicolae Steinhardt


Nicolae Steinhardt forma parte de la generación de entreguerras que ha dado a la literatura rumana nombres de talla internacional, como Eliade, Ionesco, Cioran o Ciorãnescu; en su caso, sin embargo, el reconocimiento le llegaría tras su muerte, con la publicación de El diario de la felicidad (1991), uno de los libros más leídos en Rumanía.

Este judío agnóstico y amante de la literatura había nacido en 1912 en Bucarest. Su vida cambió radicalmente cuando en 1960 fue condenado a doce años de cárcel por participar en distintos cenáculos literarios. A pesar de la tortura, el hambre y el aislamiento sufridos en la prisión, Steinhardt inicia un proceso interior que le lleva a convertirse al cristianismo ortodoxo.

Tras la amnistía general de 1964, y hasta el final de su vida, será un opositor incómodo para el régimen comunista. En 1980 ingresa como monje en el monasterio de Rohia, donde muere en 1989, poco antes de la caída del muro de Berlín y la revolución en Rumanía.

El Peso de los Días, 61
ISBN: 978-84-301-1658-4
Formato: Cartoné, 14,5 x 21,5 cm.
Páginas: 640
Edición: 1ª
Fecha de edición: noviembre 2007
Título original: Jurnalul Fericirii (1991)
Traducido por Viorica Patea y Fernando Sánchez Miret del original rumano
Precio: 29,00 €


Fuente: www.sigueme.es

viernes, 3 de junio de 2016

"Biblia y Biblias en la Iglesia Ortodoxa"


Muchos tienen miedo, o sea, desatienden lo que está ligado al Antiguo Testamento, aunque muchos textos del Antiguo Testamento están integrados en nuestra Liturgia.

Desde hace  mucho tiempo, el Antiguo Testamento me ha llamado la atención, porque para mí  es la preparación necesaria al pueblo escogido a través de los siglos, para que pudiera aceptar por su propia experiencia, el misterio de la Encarnación y de la Resurrección del Verbo.

Es decir, que la misma persona de Cristo es el centro de la Santa Escritura.  Se trata, entonces, de una persona oculta en el Antiguo Testamento, pero revelada obviamente en el Nuevo Testamento.

Dos puntos me parecen necesarios para entender el tema: En primer lugar, explicaré lo que es la Biblia Septuaginta o de los setenta (LXX)  (§1),  y en segundo lugar, me referiré sobre el Canon Ortodoxo de la Biblia (§2).

§1: La Biblia Septuaginta como herencia Cristiana

Nuestra Iglesia ha recibido en herencia lo que se llama  la Biblia Septuaginta (o de los LXX). Se trata de la Biblia traducida al griego de los libros hebreos, ciertamente proto-masorética, que fue realizada por 70 a 72 traductores judíos en Alejandría en la isla de Pharos, a principios del tercer siglo, antes de Cristo.

Según Filón[1] de Alejandría, esta Biblia fue “inspirada por Dios“, como lo citó el gran teólogo Eusebio, Obispo de Cesarea[2].

Al inicio de la era cristiana otros textos judíos, directamente escritos en griego, fueron añadidos a esta Biblia Septuaginta, la cual fue adoptada por los primeros cristianos, especialmente por los Padres Apostólicos; sin embargo, fue rechazada por el judaísmo palestino que procedió a fijar el canon de su propia Biblia, o Tanaj, probablemente en el tercer siglo d.C. Este canon, conocido por Tanaj, consiste en la retención de los libros existentes exclusivamente en hebreo. En esto radica la controversia entre la Sinagoga y la Iglesia.

Sin embargo, los rollos de Qumran (descubiertos en 1947) muestran que la Septuaginta fue aceptada como texto bíblico junto a los textos hebreos y apoyan la teoría de los textos proto-masoréticos.

Para el cristiano, la Septuaginta parece de suma importancia, ya que de ella deriva todo el léxico teológico y litúrgico de la Iglesia, en donde los salmos se rezan tal cual.

En el Nuevo Testamento, se encuentran implícita o explícitamente alrededor de 350 menciones del Antiguo Testamento. Entre ellas, 300 se refieren a la Septuaginta, y  el resto se refiere a los textos hebreos. Por tanto, la versión de los LXX, es esencial para entender el Antiguo Testamento a la luz del Nuevo Testamento.

Hoy en día podemos distinguir entre cuatro códices de la Septuaginta que son diferentes:

* El Códice Vaticano
* El Códice Sinaiticus
* El Códice Alejandrino
* El Códice Venetus
También llegamos a muchas otras versiones parciales. Pero lo cierto es que, parece muy  difícil reconstruir el texto original de la Septuaginta.

§2: El Canon ortodoxo de la Biblia

La Biblia Septuaginta es cuatripartita[3], ya que incluye los libros del Pentateuco (Génesis, Éxodo, Levítico, Números y Deuteronomio), los libros históricos, los libros de poesía y sabiduría y finalmente, los libros proféticos.

En Occidente los libros de la Septuaginta, excepto el salterio, fueron sustituidos en el siglo octavo por la versión latina de Jerónimo quién la había traducido del hebreo (siglos IV- V), la cual es conocida hoy en día como la Vulgata.

En lo que se refiere al Canon, ortodoxos, católicos y protestantes se pusieron de acuerdo sobre una lista de 39 libros, los cuales, para el Antiguo Testamento, corresponden a todos los libros del Tanaj.

Pero los ortodoxos y los católicos han añadidos varios escritos, llamados libros deuterocanónicos, que fueron transmitidos en griego, a la Septuaginta. Seis de estos textos presentes sólo en las Biblias ortodoxas se han añadido en la traducción de la TOB: 2010: 3Esdras, 3Maccabées, Salmo 151, Oración Manasés, 4Maccabées, 4Esdras.

La Iglesia Católica se ha pronunciado definitivamente sobre el canon del Antiguo Testamento (desde el Concilio de Trento 1545-1563), mientras la Iglesia Ortodoxa no ha determinado firmemente el Canon de su Biblia, pero sigue fiel a la enseñanza de los Padres de la Iglesia y a las decisiones de los siete primeros concilios ecuménicos al respecto.

Sin embargo, las listas hechas por los Padres y las de los siete concilios ecuménicos, tienen diversificaciones que se reflejan en las Biblias en uso dentro de las diferentes Iglesias ortodoxas.

Por ejemplo, la Iglesia de Grecia ha tomado in extenso todos los libros deuterocanónicos contenidos en la Septuaginta.

Los libros deuterocanónicos que pueden estar presentes, incluidos entre los libros canónicos, o agrupados al final del Antiguo Testamento, en las diferentes Biblias ortodoxas son:

* Tobías;
* Judith;
* Salmo 151;
* Salmos 152-155;
* Salmos de Salomón;
* Libro de Baruch;
* Carta de Jeremías;
* 3 Esdras (Correspondiente a 2 Esdras en las Biblias rusas);
* La Sabiduría de Salomón;
* Eclesiástico (Sabiduría de Jesús ben Sirá);
* Las adiciones griegas de Esther;
* Susana, según Teodoción (o Daniel 13);
* Bel y el Dragón, según Teodoción (o Daniel 14);
* 1, 2 y 3 Macabeos;
* Oración de Manasés;
* 4 Macabeos;
* 4 Esdras (Correspondiente a 3 Esdras en las Biblias rusas).
Es de notar que el libro de Enoc y Jubileos, que no están en la Septuaginta, son específicas del Canon de Etiopía.

Para concluir, la Biblia protestante es diferente de la católica. Mirando el índice de libros que contiene la Biblia contamos 66 libros, mientras que la Biblia católica y la Biblia ortodoxa contienen siete libros más.

En su canon del Antiguo Testamento, tanto las Biblias protestantes como las ortodoxas difieren de las católicas. Las protestantes tienen menos libros, y las ortodoxas más libros, que las católicas.

Además de los libros del Antiguo Testamento que se encuentran en la Biblia Protestante, la Biblia católica incluye:

Adiciones a Daniel;
Adiciones a Esther;
Baruc;
Carta de Jeremías;
Eclesiástico (Sabiduría de Jesús ben Sirá);
Sabiduría;
Judit;
Tobías;
1 Macabeos;
2 Macabeos.

Las Biblias ortodoxas griega y eslava incluyen, además del canon católico del Antiguo Testamento, los siguientes libros:

1 Esdras (= 2 Esdras en eslavo = 3 Esdras en el apéndice a laVulgata);
Oración de Manasés (en el Apéndice a la Vulgata);
El Salmo 151, que sigue al 150 en la Biblia griega;
3 Macabeos;
En la Biblia eslava (y en el apéndice a la Vulgata);
2 Esdras (= 3 Esdras en la eslava = 4 Esdras en el Apéndice a la Vulgata).
(Nota: en la Vulgata latina, Esdras y Nehemías = 1 y 2 Esdras).

En un apéndice a la Biblia griega:
4 Macabeos.

De modo que es erróneo afirmar que nuestras Biblias ortodoxas reconozcan el mismo canon del Antiguo Testamento que las católicas.  Y si el criterio de ser “completa” fuese tener la mayor cantidad de libros, entonces nuestras Biblias ortodoxas serían más completas que la Biblia católica.

Pero lamentablemente, ni en español ni en francés existe una Biblia ortodoxa propiamente editada y publicada. Sin embargo, en francés, hay una traducción valiosa de la Septuaginta realizada por Pierre Giguet [4].

Hoy en día, una traducción francesa parcial de la Septuaginta se está publicando – diecisiete volúmenes ya fueron publicados – Se trata de una obra de varios académicos, que han trabajado,  para sacarla bajo el título “La Biblia de Alejandría”, Edición  “Cerf”.

Ojalá que alguien se anime y traduzca oficialmente nuestra Biblia al español, ya que en el proceso de evangelización de los países hispanohablantes, la Biblia es de suma importancia.

P. Archimandrita Dr.  Fadi Rabbat

NOTAS

[1] Alrededor del siglo, 12 a.C – y 54 d.C.
[2] III º – IVº siglo.
[3] Mientras que la Biblia judía es tripartita.
[4] 1794-1883


Fuente: Arquidiócesis de México, Venezuela, Centroamérica y El Caribe (Patriarcado de Antioquía y Todo el Oriente)

miércoles, 18 de mayo de 2016

“Juan XXIII y las Iglesias Ortodoxas". Andrés Avelino Esteban y Romero


Nos hemos ceñido al mundo ortodoxo por varios y válidos motivos, que dan a su actitud y reacciones ante el movimiento unionista promovido por las llamadas de Juan XXIII, una especial significación y valor.

En primer lugar, por la innegable proximidad eclesial existente entre la Ortodoxia y Roma, reconocida constantemente por las más altas representaciones de una y otra Iglesia. Esta proximidad acentuada, si no tendría fuerza de consecuencias para enjuiciar las posibilidades de otros grupos cristianos más distantes de Roma que lo está la Ortodoxia, sí tiene valor para ponderar las dificultades y resistencias, ya que si los que tienen más puntos de contacto y comunión aún mantienen vivos los obstáculos más profundos a través de la historia de la separación y desunión cristianas, no será ilógico suponer que otras comunidades con diferencias y oposiciones no sólo más numerosas, sino también mucho más profundas, en la doctrina y en la vida eclesial, han de ofrecer muchas menos posibilidades de acercamiento.

En segundo término, por el especial momento unionista interno que vive la Ortodoxia. El padre Guillou, O. P., se hace eco en el último número de "Vers l'Unité Chretienne" de esta realidad de las Iglesias Ortodoxas, de todo el mundo ortodoxo en un momento de prometedora vitalización de su conciencia ecuménica, no sólo ya en un plano que podríamos llamar doméstico por referirse a las mismas Iglesias Orientales, sino porque lleva consigo la perspectiva inmediata de un diálogo directo con el mundo católico. Recoge a este propósito el citado P. Guillou una valiosa serie de testimonios de los mismos ortodoxos en los cuales se reconoce y ratifica esta realidad prometedora, concretada de un modo directo en la Sede Patriarcal Ecuménica, ante la cual se abre, en el sentir de los escritores y publicaciones de más autoridad, una nueva época histórica. Abogan estos testimonios por la reunión de toda la Ortodoxia en torno al Trono Ecuménico, si no para hacer del mismo el centro ideal, sí, al menos, su verdadera cabeza. Aducen, en urgencia de esta aspiración, el doble hecho de cómo el Catolicismo se une fuertemente en torno a la colina vaticana y el mismo Protestantismo se afana ansiosamente por crear una situación de mutuos reconocimientos que le preste una fuerte consistencia. Es justo reconocer, como subraya el P. Guillou, que ha sido la perspectiva del anunciado Concilio Católico la que ha acelerado este movimiento hacia el universalismo y la toma de conciencia ecuménica que caracteriza a la Ortodoxia en este momento. «La Ortodoxia se ha dado cuenta que la Iglesia Católica se interesa formalmente por ella. No se trata ya de una iniciativa de este o aouel teólogo, sino de la Iglesia Católica toda ella». («Vers l'Unité Chretienne», juillet-aout 1960, 37).

Tal vez pueda parecer, a primera vista, que este aglutinamiento interno de la Ortodoxia pueda resultar un reforzamiento exterior frente a la Iglesia Católica. Sin negar totalmente que el prestigio de la Sede Ecuménica pueda darle en algunos aspectos cierta mayor exigencia frente a Roma, lo que es un bien en sí mismo, no puede producir, en resumidas cuentas, sino un resultado en favor del bien. Y así lo esperamos, siempre estando Dios y su gracia por medio, en el problema de la reunión de las Iglesias cristianas.

Por último, este volumen forma parte de una obra de mayor extensión, a la que corresponde el título general de «Cristianos desunidos y esfuerzos unionistas»; y en ella figurarán otros voliimenes dedicados a Anglicanos y Reformados, así como a la actitud del Magisterio ante el problema.

lunes, 16 de mayo de 2016

"Las Iglesias apostólicas de Oriente". Juan Nadal Cañellas


Se hacía sentir en España la falta de un libro que explicase el origen y la historia de las Iglesias del Oriente cristiano, tan lejanas espacial y espiritualmente de nuestro país. 

La presente obra, publicada primeramente en Italia ha merecido los elogios unánimes de la crítica, hasta el punto de ser calificada de "indispensable para quien quiera acercarse a este argumento" (Il Sole-24 ore, 19.12.99, pág. 44). 

A propósito del autor, el catedrático de Historia Medieval de la Universidad de Florencia, Prof. Jean-Claude Marie Vigueur, escribe:

"El editor ha tenido la óptima idea de confiar al español Juan Nadal Cañellas, la tarea de escribir un compendio de las divisiones en la Iglesia y de la historia de cada una de las varias Iglesias, los principales hilos de una historia extremamente compleja y convulsa que las tiene expuestas (quizás incluso hoy) a continuos conflictos internos y persecuciones externas. En su género, este libro es una auténtica obra de arte" (Medioevo 28 [1999], 13).

FICHA TÉCNICA

Publicado por: Editorial Ciudad Nueva
Edición: 14/09/2012
Primera edición: 12/05/2000
ISBN: 978-84-89651-82-1
Páginas: 216 
Formato: 22x15 
Peso: 280 gr.
Precio: 12€


jueves, 12 de mayo de 2016

"El Misterio de la Fe". Metropolita Hilarión Alféyev


El libro El misterio de la fe se caracteriza por un enfoque integral y holístico. Para su autor no existe separación entre teología y espiritualidad, entre dogma y experiencia personal, entre fe y oración; juntos forman, al contrario, un todo indivisible.

El Metropolita Hilarión comparte la sentencia de los Santos Padres de que “el teólogo es aquel que reza”. No le interesa solamente describir, a la manera abstracta y “escolástica”, la creencia de los cristianos ortodoxos; quiere mostrar la enseñanza ortodoxa en términos personales, prácticos y dinámicos; como una forma de vida.

Un destacado Metropolita de Moscú del siglo XIX, San Filaret, solía decir que el Credo pertenece solo a los que lo viven. El presente libro sigue esta línea. La verdadera teología, insiste el Metropolita Hilarión, es imposible sin el sentido del asombro. Según dijo Albert Einstein, “el hombre que ha perdido la capacidad de maravillarse es como un hombre muerto”. Que este libro despierte en muchos lectores la capacidad de maravillarse frente a Dios.

El Metropolita Hilarión (Alfeyev) nació en Moscú en 1966. Dirige el Departamento de Relaciones Exteriores Eclesiásticas del Patriarcado de Moscú y es Rector de la Escuela de Posgrado y Doctorado Santos Cirilo y Metodio Iguales a los Apóstoles. Estudió violín y composición. Tomó los hábitos en 1987. Cursó teología en Moscú. En 1995 terminó la carrera en la Universidad de Oxford con el grado de Doctor en Filosofía.

Como Obispo de Viena y Austria se encargó de dirigir la Diócesis de Budapest y Hungría, así como de representar a la Iglesia Ortodoxa Rusa ante los organismos internacionales europeos en Bruselas.

Entre sus varios centenares de publicaciones destacan Misterio de la fe. Introducción en la teología dogmática (1996), Vida y enseñanza de San Gregorio el Teólogo (1998), Mundo espiritual de San Isaac el Sirio (1998), San Simeón el Nuevo Teólogo y la Tradición Ortodoxa (1998), Teología ortodoxa en el umbral de las épocas (1999), Misterio sagrado de la Iglesia. Introducción en la historia y problemática de debates acerca la onomatolatría (en dos volúmenes, 2002), En lo que creen los cristianos ortodoxos. Conversaciones catequísticas (2004), La Ortodoxia (en dos volúmenes, 2008-2009), El Patriarca Cirilo. La vida y el modo de ver el mundo (2009).

También es autor de varias composiciones musicales.

Nº de Páginas: 334
Medidas: 155 x 215 cm
Lengua: Castellano
Encuadernación: Rústica
ISBN13: 978-84-940525-9-0
Traducción: P. Mariano José Sedano, cmf. y P. José María Vegas, cmf.
Precio: 16,00 €.

miércoles, 11 de mayo de 2016

"Serafín de Sarov. Biografía y escritos". Irina Goraïnoff


San Serafín de Sarov está considerado en Rusia como el "san Francisco de Asís ortodoxo" del siglo XIX. En este volumen se recoge la «Vida» que escribió Irina Goraïnoff con enorme simplicidad y entusiasmo.

Pero también se encuentran dos obritas reveladoras que pueden atribuirse directamente al santo: Conversaciones con Motovilov e Instrucciones espirituales. En la primera asistimos a un jugoso diálogo entre Serafín y uno de sus discípulos predilectos. En medio del bosque, mientras los copos de nieve cubren el solitario paisaje, el santo de Sarov va desgranando su teología y espiritualidad.

En la segunda obra, las Instrucciones espirituales, se entresacan textos esenciales del pensamiento de san Serafín. La oración, el seguimiento cristiano, la paz del corazón, la esperanza… son algunos de los temas que se van desarrollando. Sin embargo, un protagonista destaca por encima de todos: el Espíritu Santo. Él es quien ayuda al creyente en su proceso de divinización.

Obra popular y profunda que nos acerca al Oriente cristiano y completa nuestra espiritualidad occidental. El creyente del siglo XXI debe respirar con dos pulmones. Y uno está, sin duda, en Oriente.

Ichthys, 20
ISBN: 978-84-301-1435-1
Formato: Rústica, 13,5 x 21 cm.
Páginas: 208
Edición: 1ª
Fecha de edición: febrero 2001
Título original: Séraphim de Sarov (1995)
Traducido por Alfonso Ortiz del original francés
Precio: 12,00 €