jueves, 24 de septiembre de 2015

Bendición de las campanas de la futura catedral ortodoxa rumana de Madrid

 
El martes 22 de septiembre de 2015 a las 18:00 Mons. Timoteo, obispo del Obispado Ortodoxo Rumano de España y Portugal, junto con una sinaxis de sacerdotes del Arciprestazgo de la Comunidad de Madrid, celebró el oficio de bendición de las campanas y de las cruces de la futura catedral ortodoxa rumana de Madrid. En el transcurso de la ceremonia, después de la bendición del agua, las tres campanas fundidas en la célebre empresa austríaca Grassmayr de Inssbruck (Tirol), así como las cuatro cruces de los campanarios, fueron rociadas con agua bendita según lo previsto en el Tipicón, para ser montadas en el siguiente intervalo de tiempo.
 
Al final de las oraciones de bendición, el P. Prof. Dr. Teofil Moldovan, Vicario General de la eparquía y deán de la catedral episcopal de Madrid, subrayó las gestiones realizadas por la Parroquia de la Santa Virgen María de Madrid desde el año 2005 para la concesión mediante concurso público de la parcela en la que se construye actualmente la catedral, situada en la c/ Tubas, 9; también expresó la alegría espiritual por la belleza de este momento simbólico.
 
Después, el Jerarca pronunció unas palabras de agradecimiento a todos los que se han implicado a lo largo del tiempo para que esta construcción sea edificada hasta su estado actual. Fueron felicitados asimismo el arquitecto, el aparejador y el representante de la empresa constructora, presentes en el acto.
 
Las obras de construcción de la catedral siguen adelante. Actualmente se está trabajando en la estructura de la iglesia, que llega a las bóvedas, las pendientes y las torres donde aproximadamente dentro de dos semanas se instalarán las campanas bendecidas.
 
Damos las gracias por esta vía a todos los que se implican y ayudan en la construcción de la catedral; al gobierno rumano, a los sacerdotes y fieles del Obispado y, de un modo especial, al P. C. Pr. Dr. Teofil Moldovan y al P. C. Pr. Alexandru Tothăzan, que ha demostrado ser un buen administrador y supervisor de las obras de ejecución de la catedral, un padre espiritual y un vínculo que une en espíritu de amor fraterno a todos los implicados en su levantamiento.
 
Al concluir el acto, todos los presentes fueron ungidos por Mons. Timoteo y recibieron de su parte un pequeño icono bendecido.
 
 
Fuente: Obispado Ortodoxo Rumano de España y Portugal (Patriarcado Rumano)
Traducción del rumano: Ortodoxia Digital