viernes, 3 de abril de 2015

Colocación de la primera piedra de la futura iglesia ortodoxa rumana de Alcázar de San Juan (Ciudad Real, Castilla-La Mancha)


El obispo de la Iglesia Ortodoxa Rumana para España y Portugal del Patriarcado de Rumanía, Timotei Lauran, presidió el pasado domingo la ceremonia de colocación de la primera piedra para la construcción de una iglesia ortodoxa en Alcázar de San Juan. Un acto en el que estuvieron presentes el alcalde de la localidad, Diego Ortega, la presidenta de la Cruz Roja local, Inmaculada Herrera, sacerdotes ortodoxos rumanos y católicos y representantes del consulado rumano en Ciudad Real.

Diego Ortega mostró su satisfacción por poder acompañar a la comunidad ortodoxa rumana en este acto, al tiempo que  recordó que la parcela fue cedida por el Ayuntamiento en la anterior legislatura. El equipo de Gobierno actual ha mantenido este acuerdo y brindado su apoyo.

«Este centro de culto va a suponer un sitio de reunión importante como centro social y catequético para la iglesia Ortodoxa Rumana y, en definitiva, muestra el grado importante de integración en nuestra tierra», apuntó el alcalde alcazareño, que remarcó que «hablar de Iglesia Católica y Ortosoxa es hablar de dos confesiones religiosas cristianas que tienen muchas similitudes».

Alrededor de 600 personas se dieron cita en la parcela que albergara el templo, participaron en la función religiosa y en la colocación de la primera piedra. Muchas mujeres y niños vestían con el traje típico de las diferentes zonas de Rumanía, -en Alcázar había en 2014 más de 1.500 rumanos empadronados- lo que dio al evento una pincelada de color y alegría en la explanada.

Al final, Timotei Lauran hizo entrega al alcalde de Alcazar de San Juan de un 'Icono de la Virgen', saludó uno por uno a todos los asistentes y los bendijo con óleo.

No falto la comida típica rumana para degustar después de la celebración ni la fiesta por culminar un proceso que ha llevado años y que se hará  realidad: contar con una iglesia Ortodoxa para realizar sus cultos. El templo, que se ubicará en la calle Piédrola, se va a construir en estilo bizantino.

La Iglesia Ortodoxa Rumana es una de las iglesias integradas en la Comisión Ortodoxa. Pertenecen a ella la mayoría de los rumanos, por el número de sus fieles (20 millones entre Rumania, Moldavia y la Diáspora). Es la segunda de las iglesias ortodoxas, sólo por detrás de la rusa.


Fuente: La Tribuna de Ciudad Real